portadab
BUITRES PARTICIPANDO COMO SERVICIO DE LIMPIEZA

Usualmente, cuando salgas a observar aves, buscarás las más coloridas o escucharás a las que tienen los cantos más bellos. A menudo olvidamos que las aves crípticas (aquellas que tienen la misma forma pero que no pertenecen a la misma especie) tienen una belleza propia. Los buitres no son exactamente muy llamativos, pero cumplen una función importante en el ecosistema: Forman un gran equipo de limpieza.

Los buitres, también conocidos como gallinazos, son animales carroñeros, lo que significa que comen carne muerta. Son las especies más eficientes en la búsqueda de podredumbre en comparación con otros necrófagos. Llegan a tener un vuelo muy alto, pues aprovechan las corrientes térmicas para alcanzar grandes altitudes sin batir sus alas. Una vez que han encontrado su comida, su estómago extremadamente ácido destruye cualquier bacteria o virus establecido en la carroña. Esto evita que las enfermedades proliferen y se propaguen a otros animales y humanos. Sin embargo, no tengamos un juicio equivocado. No porque sean expertos limpiadores del ecosistema significa que son pájaros sucios; por el contrario, sus cabezas sin plumas son una adaptación para mantenerse limpios mientras comen.

 

Buitre
Gallinazo de Cabeza Roja (Cathartes aura) volando alrededor en busca de comida. Foto de Alex Wiebe

 

Aunque las diferentes especies de buitres de todo el mundo cumplen el mismo papel y tienen apariencias similares, se dividen en dos gremios no relacionados: los buitres del Viejo Mundo (Accipitridae) y los buitres del Nuevo Mundo (Cathartidae). Los Amigos es el hogar de cuatro de las siete especies de la familia Cathartidae: La bandurria andina (Coragyps atratus), el gallinazo de cabeza roja (Cathartes aura) y el gallinazo rey (Sarcoramphus papa). Estas especies también están ampliamente distribuidos en los bosques tropicales, sabanas abiertas y pastizales, mientras que el gallinazo de cabeza amarilla mayor (Cathartes melambrotus) está restringido a los bosques tropicales.

Debido a su olfato altamente desarrollado, encontrar carroña es fácil para esta última especie. Pueden encontrar su comida tan pronto como una hora después de haber sido eliminada. Se puede pensar que esto les da una enorme ventaja sobre otras especies de buitres, pero el gallinazo rey y la bandurria andina han encontrado una forma de beneficiarse del increíble sentido del olfato de sus vecinos. Como ellos mismos no pueden rastrear los deshechos a través de su olor, llegan a alcanzar altitudes de más de 100 pies para poder seguir al gallinazo de cabeza roja y al gallinazo de cabeza amarilla mayo a la fuente de alimento. Este comportamiento es especialmente evidente en los bosques no perturbados.

 

buitre2
Gallinazo de Cabeza negra (Coragyps atratus) esperando que sus vecinos encuentren la comida. Foto de Alex Wiebe

 

Pero, ¿qué sucede cuando todas estas especies se juntan para el almuerzo? Aunque existe una jerarquía de dominio entre especies, la mayoría de las veces no existe una agresión directa entre ellas. La interacción podría dar como resultado la alimentación de diferentes especies al mismo tiempo y del mismo recurso o en aves que se van cuando se acerca una especie más dominante.

Sin embargo, en algunos casos se ha identificado una agresión más intensa entre ejemplares de la misma especie. Además, las diferencias en tamaño, longitud y las posturas que adoptan al comer podrían ser un factor que permita la presencia de más de una especie al momento. Estas diferencias les permiten alimentarse de diferentes tejidos del cuerpo simultáneamente, lo que puede reducir la competencia directa.

 

dos

Si ves desde lejos al gallinazo rey (Sarcoramphus papa) y al gallinazo de cabeza amarilla mayor (Cathartes melambrotus), puedes diferenciarlos según el color del plumaje de su pecho. Foto de Alex Wiebe

 

Cerca de Los Amigos, las principales amenazas que parecen enfrentar los buitres son la percepción errónea de las personas. La gente cree que atacan su ganado o que son pájaros sucios, pero como se describe aquí, se alimentan de carne muerta e incluso evitan que las enfermedades se propaguen. A pesar de sus apariencias poco atractivas, los buitres son aves interesantes e importantes para nuestro ecosistema. Aquí en Los Amigos estamos emocionados de tener a esta variedad de especies cuidando la salud de nuestros bosques.

 

Referencias:

Gomez, L.G., Houston, D. C., Cotton, P. and Tye, A. 2008. The role of Greater Yellow-headed Vultures Cathartes melambrotus as scavengers in neotropical forest. IBIS Journal 136: 193-196

Houston, D.C. 1987. Competition for food between Neotropical vultures in forest. IBIS Journal 130: 402-417